HISTORIA, ARTE Y DISEÑO PARA ESCUELAS DE ARTE

El japonismo en el arte

in Fundamentos del Arte by

En 1860, con la apertura de la conexiones portuarias con Japón, llegaron no solo productos con los que comerciar e intercambiar, sino que se abrió las puertas a una visión del arte que renovó el modernismo artístico europeo, insuflándole aire y dotándole de una nueva luz, impregnándose éste en consecuencia de sus exóticos paisajes y composiciones, sus tintas planas y ricas en matices, y sus colores, sus formas y figuras, con especial énfasis en las técnicas y formatos que los artistas nipones dominaban y con los que nuestros artistas no dudaron en comenzar a experimentar.

Llegan por esas fechas a Europa las primeras muestras de pintura sobre tabla japonesa, el llamado Ukiyo-e, y también xilografías de artistas chinos y nipones que, de inmediato, harán sentir su impronta en los artistas europeos. Ukiyo-e, “pinturas del mundo flotante“, es la denominación de los grabados en madera realizados en Japón entre los siglos XVII y XX, representando escenas de la vida cotidiana, del mundo del teatro, de la naturaleza, etc.

El ukiyo-e se utilizó, en principio como ilustración, pero pronto se convirtió por mismo en objeto en obra de arte deseada.

A mediados del siglo XVIII, la técnica del grabado en madera evolucionó permitiendo la reproducción a todo color, con lo que su popularidad se acrecentó.

Se denomina yakusha-e a los grabados  que representan a actores del teatro kabuki. En este caso a los de la región de Edo.

El kabuki nace en la segunda mitad del siglo XVI y se desarrolla en los siglos XVII y XVIII. Se caracteriza por sus colores y su viveza, mezclando interpretación, música, mímica, danza, acrobacia y vestuario. Se trata de un espectáculo visual y participativo.

Paisajes o fukei-ga. Hasta la segunda mitad del siglo XVII la figura humana dominaba la composición de los ukiyo-e, relegando a un segundo plano el paisaje propiamente dicho. Los viajeros buscaban los escenarios famosos por su belleza. Se editan libros de viajes y se hacen estampas de paisajes para ilustrar los libros y mostrar  esos bellos lugares.

La influencia de los ukiyo-e fue enorme, no sólo en París, sino también en diversos ilustradores españoles como Apeles Mestre. Sin embargo, la publicación de una revista sobre japonismo marcará la tendencia internacional sobre estas manifestaciones niponas en Europa.

El japonismo aportó temas, motivos, composiciones, técnicas, formatos y, en definitiva, una imaginación poética y una visión del arte que hicieron cambiar los gustos y revelaron todo un mundo de nuevas ideas, formas y colores, de donde bebió el arte occidental de la segunda mitad del siglo XIX y principios del XX y a partir del cual se renovó.

Imprimir

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Latest from Fundamentos del Arte

Ir Top